Un San Juan descomunal para Caravaca

 

El artista Santiago Ydáñez pintará al místico en un lienzo que será el doble que el ‘Guernica’ de Picasso. Llegará a la Región el próximo jueves y tiene dos días para crear la obra, que se expondrá en la iglesia de la Compañía a partir de septiembre

La exposición ‘Místicos’ dará la oportunidad a Santiago Ydáñez (Puente de Génave, Jaén, 1969) -«el pintor XXL» le han llamado alguna vez- tras componer el lienzo más grande de su vida. Será una imagen de San Juan de la Cruz, de 14 metros de alto por 8 metros de ancho, que para hacerse una idea es el doble de lo que mide uno de los iconos del siglo XX, el ‘Guernica’, de Picasso, con 3,49 m x 7,77 m. Ydáñez se encuentra este verano en Berlín, donde vive gran parte del año.

En 2004, el artista jienense ya pintó otra obra descomunal, de 12m x 8 m, que hasta entonces era su récord. «Curiosamente después de haber estado expuesta en San Sebastián en la Quincena Musical, porque fue una colaboración que hizo con los músicos, luego estuvo en Cádiz y Toronto, y al final la compró la Comunidad de Murcia y está en el Museo de Cartagena [Museo Regional de Arte Moderno, el Muram]. Y, ahora, curiosamente, le ha salido este proyecto, que es muy bonito, y es un reto, vaya».

Para esta pieza, Ydáñez se ha inspirado en una talla barroca de San Juan de la Cruz. «La he encontrado buscando, en Perú, es muy bonita. De San Juan de la Cruz no hay tantas imágenes. Algún grabado, pero vamos, no dejan de ser un poco toscas. Pero como esa ninguna, es una maravilla. Vamos a ver qué sale, porque no tendré mucho tiempo para hacerlo. Iré un poco contra reloj».

El artista andaluz llegará a Caravaca de la Cruz en la mañana del 30 de agosto. «Ese día debe hacer el dibujo, y en los dos días siguientes espera terminarlo. Trabaja muy rápido, pero es verdad que esas dimensiones son brutales. El  de 12 metros x 8 metros lo pintó,  «en tiempo récord, en una hora, hay un vídeo. Pero era distinto. Tardó dos días en hacer el dibujo y preparar la tela, y la diferencia es que era una acuarela gigante, solo utilizaba negro y agua. El azul fluido es relativamente rápido, pero en este de Caravaca -ocupará el retablo de la iglesia de la Compañía- utilizará un montón de colores, las mezclas son distintas, y será un poco más complejo. Pero eso en dos días debe estar hecho». Según Ydáñez, esta nueva composición tendrá negro, ocres y amarillos, algún tono cálido marrón y algún rojizo. «Va a ser cálido», anticipa quien en 2002 fue reconocido con el primer premio de ABC de pintura, y anteriormente estuvo becado por la Fundación Marcelino Botín, la Fundación Caja Madrid y la Academia de España en Roma. El jienense se ha especializado en obras de gran formato, y, además, en rostros humanos. «Para él siempre ha sido un referente. Lo humano y lo animal, relacionándolos ambos, igual que lo profano y lo religioso. En todo está lo humano.

 

-Fuentes: www.laverdad.es/culturas/juan-descomunal-caravaca-

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *